Recomendación: Hitler, la novela gráfica

Cuando metemos en una misma frase “Hitler” y “cómic” o “manga”, lo que nos viene a la cabeza, y es normal, es el manga Adolf, de Osamu Tezuka. Es sin duda el manga más conocido y aclamado de los que se han hecho sobre el Führer, pero ya hablaremos de él en otra ocasión. Hoy es otro manga del dictador alemán el que nos ocupa: Hitler, la novela gráfica, del gran Shigeru Mizuki.

El anciano maestro Mizuki (1922) es uno de los mangaka clásicos que merece la pena leer, pero hasta hace muy poco no nos llegó nada suyo traducido al castellano. Ha sido especialmente la editorial Astiberri la que lo ha recuperado publicando sus emblemáticas obras Gegege no Kitaro, Nonnonba y 3, calle de los misterios, que pertenecen al género de los yôkai (seres fantasmagóricos japoneses), un género que prácticamente debemos a Mizuki, y también Operación Muerte, ambientado en la Segunda Guerra Mundial, en la que el autor participó y perdió su brazo izquierdo, que era el bueno. Por lo tanto, tuvo que aprender a dibujar con la mano derecha y así desarrolló su extensa y exitosa carrera.

Pero aquella horrible guerra (¿cuál no lo es?) también le inspiraría a dibujar Hitler, la novela gráfica (1971), que en realidad es el primer manga de Mizuki que nos llegó. Fue en 2009, gracias a Glénat, y es una biografía del hombre que da el título al libro. Pero no como la de Adolf, donde es un personaje más dentro de una trama protagonizada también por personajes ficticios, sino centrada en él y bastante rigurosa históricamente hablando. Sin entrar a juzgar al dictador (y quizá este es su punto más negativo, dado que casi ni siquiera menciona el tema del Holocausto judío), nos narra sobre todo cómo era, cómo pasó su juventud y cómo acabó siendo el líder del partido nacionalsocialista obrero alemán (el partido Nazi), casi por casualidad.

De hecho, Mizuki retrata a Hitler, a quien de joven había admirado, como a un loco que se mete casi sin querer en todo este fregao, y en algunos momentos se producen escenas incluso humorísticas, pero también tenemos lecciones de historia que no van nada mal para repasar los hechos que llevaron a la guerra. Una obra muy recomendable, en un volumen de más de 280 páginas con un dibujo quizá no demasiado atractivo para los amantes del dibujo “típicamente manga”, pero entrañable y narrado de forma bastante amena.

 

 

Esto también te interesará:

Posts Relacionados

Déjanos tu comentario »