Masami Kurumada más allá de Saint Seiya

Masami Kurumada es el creador de uno de los manga y anime más conocido de los años 80 y principios de los 90. En nuestro país entró por primera vez a través de la adaptación al anime de Saint Seiya, que empezaría en 1991 en Televisión Española y después de que esta la abandonara seguiría en Telecinco con gran éxito. En aquella época la conocíamos como Los Caballeros del Zodíaco, pero a pesar de que se trata de la obra de más éxito del maestro Kurumada, tanto en sus múltiples adaptaciones animadas como en el manga que nos llegó muchos años después gracias a Glénat (Planeta lo había publicado en el horrendo formato grapa y, para variar, lo acabó cancelado), lo cierto es que este autor tiene muchas más obras en su haber.

Y además es un mangaka muy prolífico, pues en su primera obra de éxito, Ring ni kakero, de boxeo, los números llaman bastante la atención: 25 volúmenes publicados entre 1977 y 1981. Este manga, como está haciendo ahora el maestro con Saint Seiya, tuvo una continuación muchos años después, en forma de 26 volúmenes más entre 2000 y 2009. Durante la publicación del mismo se hicieron, además, las primeras adaptaciones animadas de la obra, dos series de 12 episodios, pero después tendríamos otra de 6 capítulos en 2010 y otra que está en marcha desde este mismo 2011.

Ring ni kakero, que significaría “dalo todo en el ring”, es la historia de Ryûji y su hermana Kiku, dos hijos de un boxeador fallecido que han heredado su talento y luchan, él como boxeador y ella como su entrenadora, por llegar a la cima de este deporte y ayudar así a su madre, viuda.

Como hemos dicho, es un autor con muchas obras en su haber, pero por razones de espacio sólo comentamos las más destacadas. En ese grupo se encuentra también Bt’x, con 16 volúmenes publicados entre 1994 y 2000 y que aquí nos trajo de forma íntegra por primera vez la difunta editorial Otakuland. En este caso estamos ante otro tipo de lucha (a pesar de las diferencias entre las obras de Kurumada este es el elemento principal en casi todas ellas): mechas y armaduras que fueron adaptados al anime en 1996 en una serie de 25 episodios y en 1997 en forma de 14 OVA.

Para acabar, podemos mencionar también Fûma no Kojirô, un manga de artes marciales (1982-1984, 10 volúmenes, y anime en 6 OVA y un largometraje, además de una serie de imagen real de 13 episodios en 2007), o Silent Knight Shô, donde vuelven las armaduras pero que está en standby desde que en 1992 se recopilara en 2 volúmenes lo que se había publicado en revista hasta el momento. Siendo Masami Kurumada un recuperador de series antiguas, no sería extraño que un día la retomara.

 

Esto también te interesará:

Posts Relacionados

Déjanos tu comentario »