Los otros manga de fútbol: Ganbare! Kickers (Supergol)

Hoy es un día futbolero, incluso los que no están interesados en el “deporte rey” lo saben. Y aprovechando la ocasión durante el día de hoy vamos a hablar de dos manga de fútbol (y sus versiones anime), dos títulos que no son Captain Tsubasa, sino “los otros manga de fútbol”: Ganbare! Kickers y Aoki Densetsu Shoot!

Empezamos por el que cronológicamente hablando va primero, que en nuestro país fue más conocido como Supergol. Sí, aquel anime en cuya canción de inicio oíamos “Rafael, no lo dudes y tira” y que emitió Telecinco en los años noventa. Nos lo vendieron como si fuera un spin-off de Campeones (Captain Tsubasa), pues en el primer capítulo había una mención a la otra serie, pero era una invención de la traducción italiana que la nuestra heredó.

En fin, la cuestión es que el origen de aquella historia, protagonizada por Kakeru (Rafael) y Masaru (Buddy) y claramente del género spokon (tenacidad deportiva) es un manga publicado entre 1984 y 1989, de 20 volúmenes, editado hace relativamente poco en nuestro país por parte de Banzai en 10 tomos de grosor doble, aunque es una edición bastante malilla. Su autor es Noriaki Nagai y en 1987 se llevó el premio Shôgakukan al mejor manga para niños (no shônen, sino para edades por debajo). Su adaptación al anime fue mucho más breve: 26 episodios que también publicó Jonu en DVD y de los que sólo 21 se emitieron en Japón, curiosamente, porque la sombra de Captain Tsubasa, aún en emisión, era demasiado alargada y la hora de emisión de Ganbare! Kickers era muy mala, pero tuvo tanto éxito fuera del País del Sol Naciente, especialmente en Europa y también en los países árabes, que allí sí se emitió entera.

Una de las diferencias entre esta obra y la protagonizada por Oliver es, además de su tono más infantil, el bajo nivel futbolístico del equipo protagonista, que hasta la llegada de Kakeru es el hazmerreír del resto de conjuntos, y a partir del nuevo fichaje empieza a ganar partidos, pero con mucho esfuerzo y a menudo por la mínima. Nada que ver con los abultados resultados de Captain Tsubasa. Además, hay un importante componente romántico, pues el portero del equipo de Kakeru, Masaru (Buddy), se enamora de la hermana de este, que a su vez se queda prendado de la hermana de Akuma (Lenny), capitán y portero del equipo rival de los Kickers. Sin intentar compararla demasiado con la obra de fútbol por excelencia del manga y el anime en términos de cuál es mejor, porque saldría perdiendo, guarda con aquella suficientes diferencias como para que merezca la pena darle una oportunidad.

 

Esto también te interesará:

Posts Relacionados

Déjanos tu comentario »